Publicado: 14 de Octubre de 2016

Últimamente hemos leído que España es el viñedo del mundo, somos el país que más vino a granel vende del planeta y el más barato.

Gracias a ello, 400.000 familias españolas viven del vino pero, en el ranking de consumo, tan sólo somos los 33º del mundo. 

Pero hay algo del vino que no sabes .... espera antes de cepillarte los dientes.

Si tomas normalmente vino durante las comidas, debes saber que cepillarte los dientes tras su consumo podría ser mala idea, y es que la acidez del vino daña el esmalte, que necesita tiempo para recuperarse.

De no ser así, el ácido que contiene la bebida asociado con el cepillado podría agredir aún más los dientes. Además, los vinos blancos son más dañinos que los tintos.

Esto fue descubierto en un estudio efectuado por investigadores del Centro Médico de la Universidad Johannes Gutenberg, en Mainz (Alemania). Los resultados demostraron que los vinos blancos tienen un potencial erosivo mayor que los tintos y su consumo frecuente podría ocasionar una erosión dental grave.

Pero todo no está perdido, el queso, tu gran aliado.

Si tienes la costumbre de acostarte luego después de cenar y no puedes esperar algunas horas para cepillarte los dientes, hay una manera de reducir los efectos de la peligrosa combinación vino y cepillado: comer queso.

Y es que el queso contiene mucho calcio, por lo que cuando se combina con la saliva neutraliza los efectos negativos del vino, ya sea blanco o tinto.


Clínica dental Valencia / Implantes dentales Valencia

Clínicas dentales Valencia / Ortodoncia infantil Valencia