C/ Maximiliano Thous, 35 46009 Valencia

Conexión entre la boca y el corazón (y no hablamos de amor)

2 de Agosto de 2014

Una serie de estudios recientes sugieren que la higiene dental se encuentra íntimamente relacionada con patologías cardiacas y por lo tanto prevenir condiciones tan graves como ataques al corazón, puede lograrse a través del cuidado de la salud oral.

La arteroesclerosis es una peligrosa condición muy sigilosa, que se basa en un proceso de estrechamiento y endurecimiento de las arterias, sin presentar sintomatología aparente, siendo responsable de ataques al corazón y derrames cerebrales, que derivan en cientos de miles de muertes cada año.

Pero las enfermedades causadas por la arteriosclerosis también conducir al dolor crónico, insuficiencia renal, ceguera e incluso impotencia. Existen una gran cantidad de estudios que relacionan la salud oral y la enfermedad de las encías en particular con las enfermedades cardiacas graves, según lo plantea la Asociación Dental Americana.

Para prevenir la enfermedad periodontal, que es una enfermedad de las encías y que afecta al hueso que sostienen los dientes, la higiene dental a través del cepillado y el uso diario hilo dental, es la mejor arma para hacerles frente a modo de prevención.

Según la Academia Americana de Periodontología, las personas que padecen enfermedad periodontal tienen casi el doble de probabilidades de sufrir enfermedad en las arterias coronarias y un estudio encontró que la presencia de problemas comunes en la boca, incluyendo una enfermedad de las encías conocida como gingivitis, las caries y los dientes faltantes, que resultaron ser parámetros tan buenos para predecir enfermedades del corazón como la evaluación de los niveles de colesterol.

Un estudio publicado en el Journal of the American Heart Association llevado a cabo entre 657 personas sin enfermedad cardiaca conocida, evaluó que las personas con niveles más altos en sangre de ciertas bacterias causantes de enfermedades en la boca, presentaban más probabilidades de tener aterosclerosis en la arteria carótida del cuello, situación que puede conducir a un derrame cerebral.

Para tener en cuenta; si bien se requieren más estudios según explican los especialistas, preocuparse por la higiene oral es una gran inversión para nuestra salud general.